FREE SHIPPING ON ORDERS OVER $60*!
*ONLY AVAILABLE IN THE CONTINENTAL US

Cuidados del producto
Sí, limpiar y cuidar un FleshJack es FÁCIL.

La PRINCIPAL PREGUNTA que se plantean aquellos que nunca han tenido un FleshJack es: "¿Cómo narices se limpian?"

Que no cunda el pánico, ¡FleshWash está aquí! Después de jugar con su FleshJack, sólo tiene que retirar la manga SuperSkin y pasarle un agua templada. Aplique una cantidad moderada de nuestro producto antibacteriano FleshWash y espere a que la manga se seque al aire antes de volver a introducirla en su estuche.

¡Así de sencillo! Las molestias son mucho menores que tener que lavar sábanas, paredes, techos y animales de peluche que en ocasiones puedan verse afectados.